Soji: ritual japonés para limpiar el espíritu

El Soji es un método espiritual que ayuda a hacer una limpieza interior y conseguir una mente más positiva.

Se trata de un ritual zen que nos permite sacar de nuestras vidas las cosas malas y negativas que nos impiden alcanzar un completo bienestar; y regalarnos una mente llena de paz y tranquilidad. Te contamos qué es la metodología Soji y cómo podés practicarla.

El ritual del Soji

El Soji es un método japonés que busca eliminar la mala energía de nosotros mismo mediante actividades como la limpieza. De esta manera, se puede adoptar pensamientos mucho más positivos a la rutina diaria para purificar los pensamientos estresantes.

Te puede interesar: Meditar: una guía para trabajar con tus pensamientos

Al practicar este ritual zen, las personas empiezan a atraer la buena vibra de sus entornos y hace que sentimientos como la tristeza, la frustración, la ansiedad y la depresión disminuyan. Una vez realizada esta limpieza de energías, las malas emociones desaparecerán y habrá un nuevo espacio para las cosas buenas.

Leer más: Cómo limpiar energías negativas del cuerpo

De esta manera, se entiende que la metodología del Soji no consiste en una simple tarea de limpieza, sino que se trata de una práctica espiritual con la cual las personas logran perfeccionarse conectándose con la energía positiva que llevan dentro. Y como resultado, se obtenga un espacio mental en paz, reluciente y limpio de todo ruido exterior.

¿Cómo practicarlo?

Para poder ejecutar este ritual y sacar el máximo provecho de ello no es necesario contar con conocimientos previos en metodologías espirituales. Más bien, cualquier persona que desee reorganizar sus energías interiores puede optar por practicar Soji sin ningún inconveniente.

Lo único que se necesita para entender este ritual y hacerlo de la manera adecuada es empezar a escuchar eso que los objetos cuentan

Luego de haber identificado cuáles son las cosas que realmente queremos y cuáles son aquellas que no deseamos, estaremos preparados para empezar a atraer la buena energía y a dejar afuera los malos pensamientos. Para saber cuándo hemos alcanzado a realizar el ritual de forma adecuada hay que identificar el momento en el cual nos encontremos en estado de paz y calma mental.

Es en ese momento de relajación y tranquilidad en donde hemos percibido energía positiva y purificado nuestro espíritu del pesimismo. Pero a veces no es tan fácil conseguirlo. Es  por eso que a continuación te mencionamos algunas actividades de limpieza que se pueden hacer para incorporar el ritual Soji en la vida diaria.

Podés ver: Técnicas de respiración para regular tus emociones

  • Menos objetos: al tener menos cosas materiales a la vista, habrá menos estrés a la hora de hacer limpieza, por lo que ordenar será una tarea mucho más fácil y cómoda. Hacer que el ambiente que nos rodea se vea más sencillo nos brinda una sensación de equilibrio y armonía a nuestra paz mental.
  • Cosas buenas: a la hora de elegir los objetos que queremos tener, siempre es importante seleccionar solo aquellos que nos brindan paz y buena energía. Es mucho mejor rodearse de pertenencias que animen e inspiren que tener cosas que molesten la vista.
  • No desechar: a la hora de hacer limpieza, puede que nos topemos con objetos que ya no deseamos pero que estén en muy buen estado. En esos casos, no se los debe tirar a la basura, sino más bien todo lo contrario. Hay que estar agradecidos por el desempeño y la utilidad que esos materiales nos brindaron en el pasado; y buscarles un nuevo destino, donándolos, regalándolos o vendiéndolos.

Ver más: Meditación del agua: sanar cuerpo y mente

  • Ordenar: para conseguir una buena paz mental es necesario escuchar lo que los objetos dicen y descifrar los lugares adecuados para ponerlos. Se recomienda no acumular muchas cosas en los estantes ni en los armarios, ya que no habrá un buen balance en el entorno. Para encontrar el equilibrio justo es necesario prestar atención al ambiente y evitar saturarlo.
  • Última limpieza: una vez seleccionados los objetos que realmente queremos tener es necesario eliminar la suciedad restante. Solo queda limpiar y sacar el polvo para sacar los malos pensamientos y quedarnos con una mente más optimista.

Continuar leyendo:

magnifiermenu linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram